Actualidad
Día Internacional del Cáncer Infantil

Con detección temprana, más del 80% de los niños con cáncer se cura



El cáncer infantil posee un pronóstico de sobrevida en el mundo superior al 80% gracias a la detección temprana, el acceso a los tratamientos y el cuidado integral del paciente. Sin embargo, en la Argentina este índice es del 60% para los menores de 15 años, y la diferencia está asociada a los diagnósticos tardíos. Así lo indicó un comunicado de la  Fundación Pediátrica Argentina (FuPeA), entidad que nuclea a profesionales de la salud de los hospitales Garrahan, Gutiérrez y Elizalde.

Los datos fueron compartidos en el marco del Día Internacional del Cáncer Infantil, que se conmemora todos los 15 de febrero.  Así, busca sumar esfuerzos por concientizar sobre la importancia de los desafíos a los que se enfrentan los niños y adolescentes que padecen cáncer.

“Para ampliar las posibilidades de curación el diagnóstico temprano en oncopediatría es un elemento estratégico”, sostuvo el doctor Marcelo Scopinaro, integrante de FuPeA y miembro del Programa Nacional de Cuidado Integral del Niño y Adolescente con Cáncer del Instituto Nacional del Cáncer (INC).

“A pesar del impacto que esta noticia genera en las familias, es importante destacar que cuanto antes se sepa, mejor, porque además de tener más chances de curación, los niños son sometidos a tratamientos de menor intensidad”, explicó el especialista, quien se desempeñó como Jefe del Servicio de Hemato-Oncología del Hospital Garrahan.

El cáncer, lejos de la creencia popular, es un conjunto de enfermedades con una incidencia baja en los niños, que tiene características bien definidas. Las leucemias constituyen la enfermedad oncológica infantil más frecuente, seguida de los tumores de sistema nervioso central y los linfomas. Anualmente en Argentina se diagnostican un promedio de entre 1.200 y 1.300 casos nuevos de cáncer pediátrico en niños menores de 15 años.

En cuanto a la distribución por sexo y por edad al momento del diagnóstico se observa una predominancia masculina del 56% contra un 44% femenino, mientras que los porcentajes de acuerdo a la edad son del 9,5% en los recién nacidos; el 35,2% en los bebés entre 1 y 4 años; seguidos por un 27,7% en la franja de 5 a 9 y un 27,5% en los niños de 10 a 14 años, según datos del Registro Oncopediátrico Hospitalario Argentino (ROHA).

Los tratamientos para los distintos tipos de cáncer infantil suelen ser muy intensos, a cargo de profesionales especializados y en instituciones de alta complejidad.