Actualidad
Según la AACM

Aumentan lesiones en las manos por uso de dispositivos electrónicos



El uso excesivo de dispositivos electrónicos como computadoras, celulares, netbooks y tabletas aumenta un 32% las posibilidades de sufrir lesiones en las manos y en el miembro superior.

Así lo explicó Carlos Eugenio Martínez, presidente de la Asociación Argentina de Cirugía de la Mano (AACM), quien destacó que las mujeres son quienes están más predispuestas a sufrir estas patologías.

Por su parte, Raúl Riva, especialista miembro de la AACM, advirtió que "existen estadísticas que demuestran que las personas que pasan más de ocho horas diarias delante de una PC tienen un tercio más de posibilidades de sufrir estos problemas".

Además, ciertos factores físicos como la mala postura en el trabajo y los hábitos poco saludables como sentarse durante varias horas en la misma posición o trabajar con los hombros levantados "pueden potenciar estas lesiones", según indicó Pablo Buchuk, miembro de la AACM.

Otra patología frecuente es el Sindrome de Túnel Carpiano (STC), producido por movimientos repetidos con la muñeca o al sostener la mano en una posición forzada durante un tiempo prolongado.

Los especialistas advirtieron que, debido a factores hormonales, el STC afecta dos veces más a las mujeres (18%) que a los hombres (9%). Estos números se incrementan en forma significativa en embarazadas, especialmente en el tercer trimestre.

El uso de la computadora puede provocar contracturas y tensión en el cuello, dolores del antebrazo y tendinitis de hombro y muñeca.

El mouse puede ser el responsable de distintas lesiones en las manos, limitando sus funciones, mientras que los teléfonos móviles y los videojuegos se suman a la lista de causantes de estas lesiones.

"El dedo pulgar es el más afectado ya que se usa casi con exclusividad para redactar mensajes de texto. Las teclas de los teléfonos tienen muy poca separación entre sí e inducen a un movimiento poco natural. Además, son los pulgares los principales involucrados en el uso de videojuegos que generan estrés en las articulaciones, provocando una exigencia desmedida", indicó Verónica Alfie, de la Asociación Argentina de Cirugía de la Mano y Miembro Superior de la AACM.

Para evitar estas lesiones, Jorge Boretto, cirujano de mano y miembro superior de la AACM, recomendó:

• Ubicar el teclado en un nivel inferior de la altura del codo. De esta forma, se mantendrán los hombros y muñecas en una posición relajada.

• Utilizar almohadillas de goma entre el teclado y la mesa, y donde se encuentra el mouse. Así, la muñeca tendrá un apoyo, para no exigir un sobreesfuerzo a los músculos del antebrazo. Los antebrazos deben estar apoyados, tanto al escribir en el teclado como al utilizar el mouse.

• Se aconseja descansos periódicos durante la jornada laboral, donde se le debería recomendar al personal, sobre todo en profesiones donde el uso del teclado o del mouse es en forma constante, realizar ejercicios de elongación de los músculos flexores y extensores de la muñeca y los dedos.